¿Qué compras ayudarán a crecer tu negocio en este Buen Fin y cuáles no?

Durante el Buen Fin se encuentran todo tipo de promociones. Antes de sacar tu tarjeta de crédito para pagar lo que se te ponga enfrente en estos días, es importante definir las compras que harás. Fácilmente puedes caer en compras de oportunidad que te dejarán sin oportunidades financieras.

¿Qué compras ayudarán a crecer tu negocio en este Buen Fin y cuáles no?

Si tienes un negocio podría parecer que toda compra en el Buen Fin será una inversión pero no siempre es así. Hay compras que te ayudarán a hacerlo crecer y otras que simplemente serán un gasto hormiga o una compra más que ocupará tu línea de crédito por algunos meses. Antes de tomar tu plástico y llenarlo de cargos, considera lo siguiente.

Buenas compras en el Buen Fin

Las promociones siempre son atractivas. Cuando pagas con tarjeta es importante considerar el tiempo de uso y el tiempo de pago. Si una compra te traerá beneficios aún cuando ya hayas terminado de pagar entonces será una buena compra. Si te encuentras con una promoción a pago durante muchos meses esta pequeña regla te ayudará a decidir si realmente te conviene o no.

Un buen ejemplo de esto es el equipo que usarás para tu producción. S por ejemplo, encuentras un horno que haría mucho más fácil la elaboración de galletas para tu pastelería es posible que estés frente a una buena compra. El tiempo de pago podría ser de 6 ó 12 meses, mientras que ese horno lo usarás por varios años. Entonces se convierte en una compra que beneficiará a tu negocio.

Otro criterio importante es la oportunidad. ¿Realmente te encontraste con una oferta que jamás regresará? Si planeaste bien tu emprendimiento o llevas algún tiempo en el negocio, es más probable que reconozcas una buena oferta. Si el precio de un producto sigue siendo el mismo que el resto del año pero ahora tienes muchos más meses para pagar, quizá estés estás frente a una buena oportunidad.

Malas compras en el Buen Fin

También es muy probable que te encuentres con compras de las que te arrepentirás antes que termine el Buen Fin, pero ya habrás hecho el gasto para entonces. Si no realizas una planeación correcta lo más seguro es que caigas en el error de principiante. Recuerda que tu línea de crédito te ayuda en diferentes gastos para tu negocio y lo ideal es mantenerla libre para los pagos que son realmente importantes.

En esta temporada es importante hacer compras con la cabeza fría. No saques la tarjeta para pagar la primera oferta que se te ponga enfrente. Un ejercicio que te ayudará es comparar precios con más de un vendedor. Cuando encuentres la promoción que realmente te conviene, avanza con la compra.

Es muy común que sientas la presión de perder una oferta, pero no pasa nada por detenerte a evaluar la situación por un momento. ¿Es un buen precio? ¿Ofrece condiciones de pago favorables? ¿Te da alguna ventaja respecto a una compra en otra época del año? Son preguntas que te ayudarán a decidir si hacer o no una compra.

Imagina que te encontraste con la herramienta que necesitas en tu fábrica. Además se anuncia con la opción de pago a 24 meses sin intereses. Parece tentador, pero es muy probable que en otra tienda encuentres la misma a un precio menor y en un plazo igual de cómodo para el pago. Si compras la primera te arrepentirás muy pronto.

Evita malas compras. Antes de hacer cargos a tu tarjeta compara precios. Evalúa las condiciones de pago. Quizá un descuento menor a más meses de pago será más cómodo, o un  descuento más grande en una sola emisión te traerá mayores beneficios.

Además, no olvides que una compra que sigues pagando incluso después de su vida útil es una pérdida para ti y tu negocio. Todo depende de tus necesidades y posibilidades de pago, eso es algo que tú debes conocer muy bien.

Crece tu negocio con compras inteligentes

En el Buen Fin encontrarás promociones de todas las modalidades. Aprovecha únicamente las que te convienen. Si bien, esta temporada es famosa por ofrecer compras con beneficios a pagos directos con tarjeta, quizá te encuentres con alguna promo que no acepte tarjeta. En este caso recuerda que siempre cuentas con Pagaloop.

Pagaloop te permite hacer todo tipo de pagos con cargo a tu línea de crédito personal. Así se trate de algo que parecería completamente ajeno, como el pago a tus proveedores, podrás hacerlo. Además, te ofrece la posibilidad de diferir tus pagos a 3, 6, 9 ó hasta 12 meses, lo que vuelve más cómoda la carga si se trata de una compra grande.

El Buen Fin es una oportunidad para hacer crecer tu negocio. Aprovéchala y compra inteligentemente. No toda promoción te conviene, pero si encuentras una y tienes tu línea de crédito activa, es el momento de crecer. Si encuentras aquello que le hace falta a tu negocio para llegar al siguiente escalón, es momento de comprarlo.